Técnicas especiales, que estimulan la circulación y disuelven nódulos celulíticos. Se utiliza ultrasonido, que es una técnica indolora que aplica productos que contienen principios activos específicos para tratar la celulitis.

Puede ser aplicado en cualquier persona que presente celulitis en distintas zonas, dentro de las cuales se encuentra: abdomen, muslos, brazos.

El masaje se realiza con manipulaciones que favorecen la circulación sanguínea y linfático, para eliminar toxinas y líquido. Los productos utilizados son de la línea Murticel de Levinia, con efecto reductor, lipolítico y anticelulítico.

Debe ser realizado 3 o 2 veces a la semana con un mínimo de 10 sesiones para que se cumplan los objetivos esperados. La duración de cada sesión es de 60 minutos.